viernes, 5 de agosto de 2011

PREMIO EL BUSCÓN

AUTORA: VERÓNICA ARANDA CASADO (Madrid)


AL LIL (LA NOCHE)


I

Anochecer


Regresas a la hora de la quinta oración,

cuando queda un instante la ciudad suspendida,

entre aromas de almizcle.


A la hora de la cena silenciosa

en la casa de huéspedes,

cuando en viejas buhardillas se llenan las bañeras

y continúa el ciclo de la euforia

y el apátrida se hace sedentario

bajo el conjuro de la azora XV

y los frutos rojizos del aliso.


Vendrá entonces la noche, sus estigmas,

la lluvia intensa en los embarcaderos

y seremos inmunes

a aquella desnudez que hiere al alba


II

Nombrar


He aprendido a nombrarte bajo los apagones,

cuando sabemos que la noche es llaga,

patio interior, furtivos alhelíes.

No se explican los claustros

sin la fragilidad de los ayunos

y versículos nómadas. La lluvia

cayendo torrencial sobre los bulevares

no impide que nombremos al amor

en ciudades extrañas

donde asumimos dos identidades:

laurel, nocturnidad, que nos arraigan

en la raíz del miedo primigenio


III

Al lil


Vendrá la noche y me traerá tus ojos,

pequeños intervalos de licor,

toda la lejanía de las lenguas semíticas.


Vendrá la noche altiva y tabernaria,

seremos como extraños que se dan cita a ciegas

en el café París. Vendrá la culpa,

unos besos furtivos

en algún mirador de la montaña,

donde la oscuridad del arrabal

nos hace vulnerables

e inventas, de repente, seis mentiras.


No hay comentarios:

Publicar un comentario